Sin televisión, adiós a los objetivos, y afloran las dudas | Sub-19

brandt

No hay reproches, si se entiende que técnicos y jugadores pusieron todo su empeño en que la ronda de élite de Vigo saliera bien. Si acaso, para los muchos que no pudimos ver los encuentros ante Dinamarca, Lituania y Alemania, las alineaciones y el poso que dejó el final de los encuentros hizo germinar algunas incógnitas que tienen que ver con el estilo de juego. Y claro, la desilusión de no poder ver competir más a este equipo  en el próximo año y medio.  España no estará en Hungría tras perder en el definitivo encuentro ante Alemania y tampoco en el Mundial Sub-20 de Nueva Zelanda. | Foto: HERNANI PORTAS /GETTY IMAGES

Para los observadores, ya todo pudo comenzar mal por el incomprensible olvido del medio televisivo hacia un torneo que merecía otra atención. Prolifera la cobertura de eventos de fútbol base, pero tal vez el criterio a la hora de seleccionar lo que se ofrece es algo peculiar.  De lo que no cabe duda es de la importancia de lo que está en juego en una u otra cita. A la vez que se disputaban los alabables y populares Mundial de Clubes Sub-17 o el Torneo Blue BBVA, el conocido popularmente como Torneo de Brunete (esta vez en Lima), lo hacía la ronda de élite Sub-19, que iba a dar paso a un europeo y a un Mundial.

El que se jugase en un buen escenario como Balaídos tampoco atrajo el interés del supuesto propietario de los derechos televisivos de la selección española, Mediaset. Después, en cuanto a lo deportivo, la cosa tampoco continuó bien. Después a Luis de la Fuente se le cayeron dos jugadores importantes: Asensio y Bustos, uno novedoso y el otro, un habitual, pero los dos, con las cualidades típicas del futbolista que posee las señas claves del estilo de juego de la selección.

Los elegidos, demasiado tarde

Y esto que comentamos no es baladí, incluso lo primero, porque tal vez se ha tardado demasiado en encontrar o cerciorarse de cuáles eran las piezas clave del grupo, el ejemplo claro es el de Marco Asensio, que lamentablemente causó baja por lesión. Pero su caso se puede comparar al de Munir o al de Marcos Llorente. Mentalmente se podía tener claro cuál podía ser el mejor once posible, pero por unas u otras cosas prácticamente solo se ha podido reunir para esta fase decisiva, o algunos jugadores ni siquiera han podido viajar a Vigo. La realidad es que ha habido problemas en la fase de captación; indecisión o tardanza. Seguramente el calendario de clubes tampoco lo pone fácil.

Ante Dinamarca o Lituania, a falta de imágenes (solo se pudo ver un resumen de los goles facilitado por la página web de la selección) la sensación que se traducía de las crónicas es que el equipo no jugó del todo mal pero sí algo ansioso, algo que a su vez derivó en cierto descontrol y desacierto de cara a puerta. La Sub-19 consiguió dos victorias, pero no repitió once y llegó con peor diferencia de goles al tercer partido.  Del encuentro ante Dinamarca al disputado ante Lituania solo coincidieron cinco jugadores. Y del segundo encuentro al decisivo ante Alemania coincidieron siete; hubo cuatro variantes.

Samper, aislado

Posiblemente lo más llamativo no fueron las rotaciones, sino el equipo que eligió el técnico de medio campo hacia adelante. Con Llorente como mediocentro y Samper como único hombre con características clásicas de medio de posesión, De la Fuente puso en liza a Adama Traoré, juvenil explosivo por antonomasia, y tres delanteros: Munir, Sandro y Mina. Un once extraño, por vertical, pero sobre todo porque lo dispuso una selección de una federación que pregona desde hace un tiempo un estilo de juego determinado.

Es cierto que España necesitaba la victoria, pero el juego de la selección en los últimos años va directamente encaminado a dominar el encuentro con el balón y por consiguiente a buscar la portería contraria a través del manejo de sus jugadores y su iniciativa. Con ese once se aisló a Samper y se dieron muchas opciones para que el partido se dividiera y se convirtiera en un intercambio de golpes, sobre todo teniendo en cuenta la calidad del equipo que estaba enfrente. Esta Sub-19 alemana cuenta con jugadores como Max Meyer, Julian Brandt, Öztunali o Selke, entre otros.

Un encuentro que  iba a ser y fue de demasiado nivel para tratarse de una fase intermedia. El sistema de la UEFA de nuevo visualizaba sus carencias. Una de las dos mejores generaciones Sub-19 de continente de este curso se iba a quedar fuera antes de hora. Esto ya era una derrota, aunque es cierto que ya era algo conocido antes de empezarse a jugar. Lo cierto es que al final la sensación que queda es de cierta confusión y el lamento por unos jugadores y técnicos que no van a poder seguir compitiendo en este nivel, algo que en definitiva es lo mejor para seguir creciendo.

Al finalizar el encuentro, Luis de la Fuente explicó a los medios oficiales de la federación que de esta hornada que acaba de quedar eliminada hay chicos que “nos darán muchas alegrías en el futuro”, y la realidad es que jugadores vienen. El talento sigue brotando, pero no hay que olvidar que para que así sea se ha tenido que recorrer antes un camino de reafirmación futbolística que convendría seguir cuidando. Mejorarlo desde una base de juego y no desviarse demasiado antes, porque a la vez que España sigue proyectando jóvenes, las demás federaciones también han mejorado y van a seguir creciendo. En esa igualdad a medio plazo la identidad no se debe perder.

 

 

Anuncios

Publicado el junio 9, 2014 en Inicio, Selecciones, Sub-19 y etiquetado en , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , . Guarda el enlace permanente. Deja un comentario.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: